MANTENIMIENTO ACONSEJADO

MANTENIMIENTO ACONSEJADO

Diagnóstico GRATUITO del sistema de frenos

Las pastillas, discos, zapatas de frenos se desgastan con el tiempo y el uso. El grado de desgaste de las pastillas y discos de freno, depende del tipo de conducción, siendo el uso en ciudad el que mayor desgaste produce. HUGO BIKES recomienda hacer controles regulares del conjunto de tu sistema de frenado, así como comprobar el estado del líquido, latiguillos,bomba y pinza de frenos de manera periódica.

¿Te gustaría saber el estado de tus frenos? Acércate a HUGO BIKES y te haremos un diagnóstico gratuito.

Diagnóstico GRATUITO del sistema de transmisión

Si tu motocicleta produce unos tirones en cada aceleración o frenado, o hace ruido`podria ser síntomas de que ha llegado la hora de acudir a HUGO BIKES.
Nuestros especialistas te esperan, realizaremos:
Un control visual completo y gratuito de tu KIT DE ARRASTRE y presupuesto gratuito si necesita un cambio.

Diagnóstico GRATUITO del estado de los neumáticos

El buen estado de tus neumáticos es primordial para tu seguridad. Te aconsejamos que los revises regularmente. En HUGO BIKES, nuestros profesionales te proporcionarán:
Una revisión visual gratuita de tus neumáticos: inflado, desgaste, envejecimiento.
Asesoramiento en la elección de tus neumáticos, con presupuesto gratuito.

Diagnóstico GRATUITO del estado de la batería

¿La batería de tu moto falla? Si tu moto ha estado parada un tiempo o simplemente de vez en cuando falla y no sabes porqué, pide cita en tu centro HUGO BIKES más cercano. Te haremos un chequeo gratuito del estado de la carga de tu batería.
En HUGO BIKES trabajamos con PRIMERAS MARCAS como BS, GS, Yuasa, Haiju, Varta, Bosch, etc.. Entre nuestra amplia gama de baterías, disponemos de baterías con y sin mantenimiento. Si no sabes qué batería necesita tu moto o qué tipo se ajusta mejor a tus necesidades, acércate a tu centro HUGO BIKES más cercano y te asesoramos.

Diagnóstico GRATUITO de la suspensión

Un sistema de suspensión en mal estado afecta a la estabilidad de la moto, perdiendo la adherencia en curvas e incrementando la posibilidad de sufrir revotes en paso por curvas, aquaplaning, shmmy. También influyen en la distancia de la frenada, incrementando ésta hasta en un 50% dependiendo del estado.
Si notas que tu motocicleta tiene alguno de éstos síntomas, acércate a tu centro HUGO BIKES más cercano:
Desviación de la moto en curvas
Revotes en paso por curvas, aquaplaning, shmmy
Restos de aceite en horquilla y amortiguador
La altura de ambos ejes, cuando cargamos peso en llano, no se “hunde” de forma equilibrada. Esto es algo fundamental que determina la relación óptima entre agilidad y estabilidad. (Para determinar la suspensión más óptima para el piloto, los fabricantes recomiendan tener en cuenta los factores Free SAG y Rider SAG)
Nuestros oficiales te harán un diagnóstico gratuito.

Mantenimiento de una moto parada durante mucho tiempo

Al igual que un coche, una moto no está diseñada con la intención de pasar mucho tiempo sin ser utilizada. Por ello, algunas partes pueden sufrir deterioro o desgaste y es conveniente tomar algunas precauciones.

Neumáticos: Para proteger las gomas de la moto lo ideal es montarla sobre un caballete que las mantenga suspendidas en el aire y sin sufrir por el peso, pero no siempre es posible. Otra opción si no dispones de un caballete es subir la presión de los neumáticos un poco más de lo habitual y desplazar la moto cada cierto tiempo, con el fin de que esta no apoye siempre sobre la misma sección del neumático.

Batería: Es quizá la parte que más puede verse afectada por la falta de uso, llegando al punto de descargarse. Si queremos tener nuestra moto disponible para cualquier emergencia, lo ideal es procurar encender la moto al menos una vez a la semana. Pero si sabemos que no vamos utilizarla en un tiempo, lo mejor es desconectarla para evitar que se consuma hasta que vayamos a coger nuestra moto con normalidad otra vez.

Cuida la limpieza de tu moto

No podemos descuidar la limpieza en el mantenimiento de la moto al estar parada mucho tiempo, ya que la suciedad puede provocar que los materiales pierdan sus propiedades y se deterioren, o incluso pueda salir óxido. Ya que disponemos de tiempo, podremos hacer una limpieza a fondo que además deje nuestra moto como nueva durante la cuarentena.

No olvides poner especial cuidado en la limpieza del contacto y la entrada del depósito.

Otros consejos

Mantener el depósito lleno: Si tienes la opción, guardar la moto con el depósito completamente lleno de combustible nos ayudará a evitar dos problemas recurrentes. El primero es que al dejar menos espacio de aire dentro del depósito ayudaremos a reducir la evaporación de combustible. El segundo, y un poco más grave, que pueda producirse corrosión en las paredes del depósito.

Encender la moto: Como hemos dicho antes, es una de las formas de cuidar la batería, pero al motor también le vendrá bien ponerse en marcha y romper el tiempo en desuso, así como para el descanso de los neumáticos y la suspensión.

Comprobar los niveles de aceite: Aunque no tengas que hacer la revisión hasta dentro de un tiempo, es aconsejable que revises periódicamente los niveles de aceite. Esta práctica puede ayudarnos a detectar problemas que no viésemos en el día a día, como pequeñas fugas, y también para asegurarnos de que está en perfectas condiciones.

 

 
 
 
 

MOTOCICLETAS

Lectura del cuentakilómetros
Km x1000
1
10
20
30
40
Anual
Línea de Gasolina Comprobar si los tubos de gasolina y el tubo de vacio están agrietados o dañados  
Filtro de Gasolina Comprobar su estado  
Bujías Comprobar su estado. Limpiar y ajustar distancia entre electrodos        
Cambiar        
Válvulas Comprobar holgura de las válvulas. Ajustar          
Filtro de aire Limpiar        
Cambiar        
Embrague Comprobar funcionamiento. Ajustar  
Freno delantero Comprobar funcionamiento, nivel de líquido y si hay fugas en el vehículo
Cambiar las pastillas de freno          
según desgaste
Freno trasero Comprobar funcionamiento, nivel de líquido y si hay fugas en el vehículo
Cambiar las pastillas de freno           según desgaste
Tubos de freno Comprobar si están agrietados o dañados  
Cambiar          

cada

4 años

Ruedas Comprobar excentricidad y si están dañadas    
Neumáticos Comprobar la profundidad del dibujo y si están dañados. Cambiar si es necesario. Comprobar la presión de aire. Corregir si es necesario  
Cojinetes de las ruedas Comprobar si los cojinetes están flojos o dañados    
Basculante Comprobar funcionamiento y si el juego es excesivo    
Lubricar con grasa de bisulfuro de molibdeno          

cada

50.000 kms

Cadena de transmisión Comprobar su estado.

 

Comprobar la tensión de la cadena.

Verificar que la rueda trasera esté correctamente alineada.

Limpiar y engrasar

         

cada

800 km, después de lavar o bajo conducción en lluvía

Cojinetes de la dirección Comprobar el juego de los cojinetes y si la dirección está dura  
Lubricar con grasa a base de jabón de litio          
cada 20.000 km
Fijación del chasis Verificar que todas las tuercas, pernos y tornillos estén correctamente apretados  
Caballete lateral Comprobar funcionamiento. Engrasar  
Interruptor del caballete lateral Comprobar funcionamiento
Horquilla delantera Comprobar funcionamiento y si pierde aceite    
Conjunto amortiguador trasero Comprobar funcionamiento y si el amortiguador pierde aceite    
Inyección de combustible Ajuste la velocidad y sincronizar ralentí del motor
Aceite de motor Cambiar, comprobar nivel y ver posibles fugas
Cartucho de filtro de aceite del motor Cambiar      
Sistema de refrigeración Comprobar el nivel de líquido refrigerante y si hay fugas en el vehículo  
Cambiar          

cada

3 años

Interruptores de freno delantero y trasero Comprobar funcionamiento
Piezas móviles y cables Engrasar  
Alojamiento y cable de empuñadura del acelerador Comprobar funcionamiento y holgura, ajustar si es necesario, lubricar el cable y alojamiento  
Sistema de inducción de aire Comprobar si hay daños en la válvula de corte del suministro de aire, válvula de láminas y manguera. Sustituir todo si fuese necesario  
Silenciador y tubo de escape Comprobar si la abrazadera de rosca esta floja  
Luces, señales e interruptores Comprobar funcionamiento. Ajustar la luz del faro
  • Las comprobaciones anuales deben realizarse cada año, salvo si en su lugar, se realiza un mantenimiento según los kilómetros recorridos.
  • Desde los 50.000 km, repita los intervalos de mantenimiento a partir de 10.000 km.
  • Cambie los tubos de freno cada cuatro años y siempre que estén agrietados o dañados.
  • El filtro de aire requiere un servicio más frecuente cuando se utiliza el vehículo en lugares especialmente húmedos o polvorientos.
  • Servicio del freno hidráulico.
  • Compruebe regularmente el nivel de líquido de freno y corríjalo si necesario..
  • Cada dos años cambie los componentes internos de la bomba de freno y de la pinza, así como el líquido de freno.
 
 

SCOOTERS

 
Lectura del cuentakilómetros
Km x1000
1
10
20
30
40
Anual
Línea de Gasolina Comprobar si los tubos de gasolina y el tubo de vacio están agrietados o dañados   <iframe src=”https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLSd8oBvBVhsoyimlm-YJ0GXBv4TIFb6ERV3X0CYsbwkLoDJe7g/viewform?embedded=true” width=”640″ height=”644″ frameborder=”0″ marginheight=”0″ marginwidth=”0″>Cargando…</iframe>
Bujías Comprobar su estado. Limpiar y ajustar distancia entre electrodos        
Cambiar        
Válvulas Comprobar holgura de las válvulas. Ajustar          
Filtro de aire Cambiar        
Filtro de aire de la caja de la correa trapezoidal Limpiar    
Freno delantero Comprobar funcionamiento, nivel de líquido y si hay fugas en el vehículo
Cambiar las pastillas de freno          
según desgaste
Freno trasero Comprobar funcionamiento, nivel de líquido y si hay fugas en el vehículo
Cambiar las pastillas de freno           según desgaste
Tubos de freno Comprobar si están agrietados o dañados  
Cambiar          

cada

4 años

Bloqueo de freno trasero Comprobar funcionamiento, Ajustar
Ruedas Comprobar excentricidad y si están dañadas    
Neumáticos Comprobar la profundidad del dibujo y si están dañados. Cambiar si es necesario. Comprobar la presión de aire. Corregir si es necesario  
Cojinetes de las ruedas Comprobar si los cojinetes están flojos o dañados    
Cojinetes de la dirección Comprobar el juego de los cojinetes y si la dirección está dura  
Lubricar con grasa a base de jabón de litio          
cada 20.000 km
Fijación del chasis Verificar que todas las tuercas, pernos y tornillos estén correctamente apretados  
Caballete lateral y central Comprobar funcionamiento. Engrasar  
Interruptor del caballete lateral Comprobar funcionamiento. Lubricar
Horquilla delantera Comprobar funcionamiento y si pierde aceite    
Conjunto amortiguador trasero Comprobar funcionamiento y si el amortiguador pierde aceite    
Inyección de combustible Ajuste la velocidad y sincronizar ralentí del motor
Aceite de motor Cambiar, comprobar nivel y ver posibles fugas cada

 

5.000 km

Cartucho de filtro de aceite del motor Cambiar      
Sistema de refrigeración Comprobar el nivel de líquido refrigerante y si hay fugas en el vehículo  
Cambiar          

cada

3 años

Aceite de transmisión final Cambiar
Correa trapezoidal Cambiar          

cada

10.000 km

Interruptores de freno delantero y trasero Comprobar funcionamiento
Piezas móviles y cables Engrasar  
Alojamiento y cable de empuñadura del acelerador Comprobar funcionamiento y holgura, ajustar si es necesario, lubricar el cable y alojamiento  
Luces, señales e interruptores Comprobar funcionamiento. Ajustar la luz del faro
  • Las comprobaciones anuales deben realizarse cada año, salvo si en su lugar, se realiza un mantenimiento según los kilómetros recorridos.
  • Desde los 50.000 km, repita los intervalos de mantenimiento a partir de 10.000 km.
  • Cambie los tubos de freno cada cuatro años y siempre que estén agrietados o dañados.
  • El filtro de aire requiere un servicio más frecuente cuando se utiliza el vehículo en lugares especialmente húmedos o polvorientos.
  • Servicio del freno hidráulico.
  • Compruebe regularmente el nivel de líquido de freno y corríjalo si necesario.

¿Cómo comprobar la profundidad del dibujo de los neumáticos?

Es importante que sepas cómo comprobar la profundidad del dibujo de la banda de rodadura de los neumáticos. Al fin y al cabo, la profundidad del dibujo influye en la conducción y proporciona adherencia a la superficie de la carretera. Cuanto mayor sea la profundidad, mayor será la adherencia.

Profundidad óptima

La profundidad del dibujo de unos neumáticos nuevos es aproximadamente de 8-9 mm. Legalmente puedes conducir con ellos hasta que lleguen a una profundidad mínima de 1,6 mm en el 75% del ancho de la banda y alrededor de toda su circunferencia. Sin embargo, te recomendados encarecidamente que cambies los neumáticos de verano y los neumáticos para todas las estaciones cuando lleguen a 3 mm y los neumáticos de invierno con 4 mm. Esto se debe a que una vez que alcanzan estas profundidades, los neumáticos comienzan a desgastarse rápidamente.

 

¿Cómo conocer la profundidad de los neumáticos?

Los neumáticos cuentan con una serie de testigos que alertan de que la profundidad del dibujo empieza a ser insuficiente para garantizar la seguridad en cualquier circunstancia.

Pero existe una manera mucho mas sencilla de saber si los nuestros entran en la categoría de neumáticos saludables o si el final de su vida útil está más cerca de los que esperábamos: el truco del euro.

El truco del euro consiste en colocar una moneda de euro en una de las ranuras de la banda de rodadura del neumático (tal cual aparece en la foto). Si el aro dorado de la moneda queda cubierta por la goma del neumático es que todavía tiene profundidad suficiente; si no es así, es hora de pasar por cualquier centro HUGO BIKES.